Ir al contenido principal

Cordobés y "hombre de bien" no puede ser

Esta frase, que muchos lo utilizan para insultar a los cordobeses, no hacen otra cosa sino halagarnos con su intento de insulto, debido a su procedencia.

Para entender esta frase, tenemos que remontarnos a la Edad Media. El noble y señor de las tierras que ocupaban sus plebeyos tenían ciertos beneficios sobre ellos.

En aquella época existía el conocido "derecho de pernada", que consistía en que si una pareja de plebeyos querían casarse, el noble tenía derecho a tener la primera relación sexual con la plebeya, antes de casarse, para dar el visto bueno. En el caso que el noble no se sintiera atraído por la plebeya, pedía una ofrenda.
Además, el noble también podía arrebatarles sus hijos para someterlos a trabajos gratuitos en el feudo.

Los nobles eran considerados "hombre de bien", pero realmente no eran "de bien", sino gente cruel que hacían lo que querían aprovechándose de sus beneficios.

En el año 1476, en Fuenteovejuna, pueblo de la provincia de Córdoba, hubo una revuelta donde todos los plebeyos se rebelaron en contra del "derecho de pernada", expandiéndose rápidamente por toda la provincia de Córdoba. El Rey de España Pedro I El Cruel, se vio obligado a eliminar este derecho en Córdoba y provincia, siendo el único lugar de Europa.

De aquí viene la famosa expresión: "En Fuenteovejuna todos a una".

"Cordobés y noble no puede ser", porque los nobles se quedaron sin ejercer su derecho, mientras que en el resto de Europa se seguía ejerciendo durante muchos años.

Concluyendo que Cordobés y "hombre de bien" no puede ser indica que en Córdoba no tiene sangre mezclada con la de los nobles (hombres realmente crueles).

Así nació una frase que la gente lo utiliza para insultar la raza cordobesa, sin conocer su significado.

Google+ Followers

Google+ Badge